Notas · Reportaje fotográfico

Los Herrera

Los Herrera

Sobre la carretera que conduce de Santiago Papasquiaro a Tepehuanes, se encuentra la localidad de Los Herrera, que fue una de las más importantes para el municipio por el movimiento económico que sucedía en el lugar cuando aún se encontraba allí la estación del tren, ahora desmantelado. 

Este poblado tiene su origen en el señor Francisco de Herrera, a quien fueron otorgados terrenos para establecerse junto a su familia, a mediados del siglo XVII. La autoridad de Santiago Papasquiaro le otorgaría el título de posesión de las tierras el 7 de mayo de 1696. 

Ha sido nombrado de distintas maneras, como “La estancia de Francisco de Herrera”, Estación Los Herrera” “Herreras”; el templo que se encuentra en la comunidad empezó a ser construido en 1846 y concluido en 1853, tiene advocación a San Francisco Javier, a quien se realiza, el 20 de septiembre, una celebración, donde el pueblo se pone de fiesta durante varios días. Los Herrera

Al recorrer sus calles se puede ver el empeño que sus habitantes han puesto para hacer del lugar un paraje colorido y agradable. Conserva calles sin pavimento ni piedra, y casas de estilo típico, aunque hay también construcciones modernas que contrastan con la idea del pueblo pintoresco. Las tardes parecieran compuestas de escenas que se repiten día con día en un pueblo que se ha quedado pausado a la orilla del camino. 

Los Herrera, es uno de los poblados más grandes del municipio de Santiago Papasquiaro, cuenta con los servicios básicos y es común ver por las tardes a los habitantes reunidos en la plazuela que se encuentra a un costado del templo, quienes comúnmente se dedican a la ganadería.  

Por diversos factores, la comunidad ha visto reducida en gran medida su población durante los últimos años. Muchas familias radican en Estados Unidos y únicamente visitan su tierra de origen durante las fiestas patronales. 

Los HerreraAl fondo se puede caminar por la ribera del Río Tepehuanes que más adelante se junta con el Río Santiago. Siguiendo el rastro de la antigua vía férrea se puede llegar a las conocidas aguas termales de “Hervideros”, pertenecientes a Atotonilco. 

Es claro que otros tiempos fueron los que dieron notoriedad a Herreras, sin embargo, aún conserva los rasgos que dan cuenta de aquellos mejores momentos. 

Puedes ver el reportaje fotográfico de Los Herrera pulsando en la siguiente imagen.

Los Herrera

Fuentes: Habitantes de Los Herrera, Dgo., www.HerrerasDurango.com;
Anuncios
¿Sabías qué...? · Notas

Río Santiago 

DSC00094-1
Creciente del 16 de agosto de 2016. Foto: Cristian Herrera

El Río Santiago, es una vertiente permanente que se extiende de sur a norte atravesando varios municipios hasta desembocar en Atotonilco, donde sus aguas se mezclan con las del Río Tepehuanes para conformar al río Ramos, que es a su vez uno de los más importantes afluentes de la presa Lázaro Cárdenas, conocida como El Palmito, ubicada al norte del estado de Durango, entre los municipios de Indé y El Oro.

El Río Santiago definía hace algunos años la mancha urbana, con una gran zona arbolada corriendo en prácticamente en paralelo a las vías del tren y las principales calles de la ciudad, la Francisco I. Madero y la Miguel Hidalgo. El Río Santiago es alimentado por el Arroyo El Tagarete, que se forma a 32Km hacia el poniente de la ciudad.

La unión del Arroyo y el Río, es precisamente en la mitad de la ciudad de Santiago Papasquiaro, esto convierte a la ciudad en una zona muy arbolada, además de que estos afluentes se alimentan de riachuelos formados entre las lomas y valles de la ciudad, que, aunque a día de hoy se hayan cubierto de hormigón, en época de lluvias el agua sigue reconociendo su cauce.

DSC00045-1
Río Santiago, 2016. Foto: Cristian Herrera

La del Río Santiago, es clasificada como una cuenca mediana, con una superficie de 3,095km2, aproximadamente, y un recorrido que, inicia en el lugar conocido como Agua Zarca, de hasta 209Km, hasta su final en el poblado de San Andrés de Atotonilco, a 15km de la ciudad de Santiago.

El Río Santiago, fue declarado propiedad de la nación en 1919, tal información aparece en el Diario Oficial de la Federación con fecha del 19 de Abril, durante la presidencia de Venustiano Carranza. Con el tiempo se fueron otorgando permisos de uso del agua, uno de los primeros sería para el poblado de Atotonilco en el año de 1927.

Actualmente el agua del río Santiago, es aprovechada en distintos poblados, donde se separa hacia los sembradíos a través de sequias, como en La Estancia, El Tambor, etc..

Las aguas del río Santiago pueden llegar a tener una profundidad de hasta 5 metros, en lo que se conoce como hondables. En época de lluvias intensas que van desde Julio hasta Septiembre, el nivel y cauce del Río Santiago se incrementa. En los años en que se registran lluvias torrenciales, el agua del Río ha llegado a desbordarse, causando inundaciones en la zona centro de la ciudad. La poca posibilidad de previsión ante una creciente de gran magnitud mantiene a las unidades de emergencia al pendiente las 24 horas durante la temporada, para salvaguardar la vida de los que viven sobre la ribera del Río y el Arroyo.

Santiago Papasquiaro, se encuentra clasificado como una

DSC00040-1
Calle Zaragoza, Agosto 2016. Foto: Cristian Herrera 

zona susceptible a inundaciones de riesgo medio-alto. En 2016, las fuertes lluvias en la región provocaron la crecida del Río en la madrugada del 16 de Agosto, activando la alerta en la ciudad y poblados cercanos al río. Con saldo blanco la avenida del 2016, causó únicamente daños materiales a las casas de al menos 10 familias en la colonia La Alameda, pero también derrumbes parciales a puentes en Tenerapa o el Puente de San Isidro. La falta de drenaje pluvial aumentó el riesgo, llegando el agua a cubrir gran parte de la avenida Ferrocarril y calles como la Zaragoza, Constitución y Ocampo. Otros años, en que se ha registrado grandes crecientes han sido 2004, y 2008, causando que varias comunidades quedaran incomunicadas.

En el municipio existen, además, 13 poblaciones con riesgo por la creciente de Ríos y Arroyos. Problemas como la falta de un Atlas de Riesgo, planeación de vivienda, o la tala inmoderada que facilita el desprendimiento de la tierra, provocan que el peligro aumente.

El Río Santiago, es también un lugar de recreación, existiendo diferentes estancias a donde las personas acuden para celebrar días de campo. Sin embargo, muchas veces los visitantes no son conscientes del respeto a la naturaleza y con el tiempo muchos sitios se han convertido en basureros. Las jornadas de limpieza son insuficientes ante una sociedad que no se preocupa por el daño que causa al ecosistema y paulatinamente a sí misma.

DSC03260-Editar-1
Frente a la Presa de San Isidro, Abril 2017. Foto: Cristian Herrera

También puedes ver: Crecida Río Santiago, 2016. ÁLBUM FOTOGRÁFICO.

Limpiar el Río Santiago

Columnas

Sin querer saber

SONY DSC

Año con año, el día siete de junio se conmemora el día mundial de la libertad de expresión. Esta libertad es un derecho universal, escrito y resonado. Nada más. Así se lee: “Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y de recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.” Artículo 19 de la “Declaración Universal de los Derechos Humanos“. 

No obstante, las condiciones particulares de México convierten el derecho en monumentos y discursos utópicos, desatinados cuentos para los niños de esta realidad, un pretexto absorbido por los gobiernos para vanagloriarse de garantías, logros inventados y futuros desechables. Sin ir demasiado lejos, y abordando el tema de la libertad de prensa, la región de Durango, y en especial la zona serrana y los poblados alejados no son conscientes de la carencia de información veraz y las implicaciones de ello.

Zonas en la sierra donde el Internet ya está disponible abren ventanas de luz para esos pobladores, que deben aprovecharlo como herramienta de campo y no como maquillaje diario. Zonas no rurales donde los servicios de acceso a la información no faltan son desperdiciados y sustituidos por falsa información, comentarios y poca profundidad. La culpa no es única del comunicador cuando el derecho es universal. 

Y es que, la poca información que hay se filtra por algunas rendijas, pero escapa deformada. Por otros lados surge como un rumor, y también como un producto en venta. Los pocos que iluminan la nota generadora de dinero trabajan descubiertos, adalides armados con folio y tinta únicamente.

El problema no es informarse sobre obras y proyectos gubernamentales, pues para ello, los gobiernos de cualquier nivel tienen oficinas de comunicación social que diariamente dan cuenta de ello. Lo difícil se encuentra cuando se quiere saber cómo es en verdad este lugar, qué está pasando, o por qué no está pasando algo. El riesgo para los comunicadores no reside en la protesta, sino en la investigación, no sólo en los gobiernos sino en los civiles también.

En estas zonas sin cobertura real del periodismo florecen los campos de noche, se acumulan los muertos, se omiten detalles a la luz de un candil, y se cambian las vertientes libres. Y aunque todo sea sabido, por costumbre o tradición, lo cierto es que la incerteza da cabida a la manipulación.

México, se ha colocado en la lista de lugares más peligrosos para ejercer el periodismo. Recientemente, el comunicador Javier Valdez fue asesinado en Sinaloa y su deceso dejó ver más de lo que nos pudo contar. Como él muchos han muerto formulando preguntas y escribiendo respuestas, descubriendo la estructura de esta noche peligrosa, corrupta y represora.

De esta noche profunda incluso los dormidos piden liberar, al menos, de a poco la verdad. 

SONY DSC

Off-Topic

La magnitud del silencio

TIEMPO DE LECTURA: 3 MINUTOS

SONY DSC

En memoria de Nidia Díaz.

Los pueblos marginados en el tema de la información son más susceptibles a aceptar las mentiras y a un gobierno que actúa con ineficacia, son las personas más fáciles de engañar donde no hay quién busque respuestas, pues las preguntas se prefieren olvidar; hay especialistas en paliar la curiosidad.

El ejercicio periodístico en México apura por dejar de ser un riesgo latente para convertirse en un silencio permanente. La sociedad no está ajena a lo que la muerte de un periodista implica. Es más complejo tratar el tema cuando se habla de comunicadores locales, pues en muchas regiones del país apenas hay personas laborando en el área con claro liderazgo. Es, en esas regiones, en las que un mínimo equipo se encarga de cubrir varias ciudades donde el riesgo es mayor, donde la impunidad es normal y el silencio será un efecto aún peor.

Los comunicadores son un puente entre la sociedad y el gobierno o los actores sociales; instituciones personales que cazan la desmemoria y el despotismo. Su ausencia crea un abismo inmenso entre los lectores y los entrevistados. Con la falta del mediador social, la contención del enojo, la duda o la contrariedad del pueblo, terminaría por ahogar el ánimo social, pues lo contrario al mundo caótico de quien vive informado es el estado de falsa tranquilidad; imposible no decir que se corre más peligro al no saber.

Y aunque las redes sociales luzcan en otros mundos como una eficaz herramienta de registro, para el quejoso y el hilarante, nada más falso que pensar que en una sociedad indiferente, desorganizada y superficial, puedan sustituir la información que un profesional se dedique a buscar y proporcionar; lo que tampoco quiere decir que una empresa de comunicación nos diga la verdad.

Particularmente la región noroeste se ha quedado varada y oscurecida, a la espera de una claridad que no va a llegar y de una acción que no se va a emprender más allá de los mordaces comentarios vertidos en la red. Historias lamentables, descobijo que se repite y silencio que se prolonga; la magnitud del silencio se extiende amenazante en una zona desprovista de libertades para hablar y preguntar.

SONY DSC

 

Off-Topic

Limpiar el río

AdobePhotoshopExpress_4d51ba30b5da49398763bb6734669e45
TIEMPO DE LECTURA: 3 MINUTOS

Salir un sábado, muy temprano con bolsas y rastrillo para intentar emprender acción sobre un problema creciente, que llega a donde toca la humanidad, era necesario intentarlo para poder hablar con sustento. Las riberas del Río Santiago, en tiempo de estiaje se han convertido en estanques, que acorde a la primavera, lucen coloridos por los envoltorios arrojados sin más. El problema, justo hasta ese momento parecía fácil de tratar.

Dos horas fueron necesarias para limpiar una pequeña WP_20170225_09_41_41_Proárea de de río y ribera, donde la basura se acumulaba entre la hierba, pero de manera más grave oculta en el agua, a simple vista imperceptible. Cuando se camina sobre el caudal uno se da cuenta que los estanques que se forman en las orillas o el color oscuro del agua no son parte natural del río, pues debajo hay plásticos de todo tipo obstruyendo el paso al agua.

Entre los objetos hallados en el río, había neumáticos, aparatos electrónicos, pañales, bolsas plástico, envoltorios, alimentos no perecederos, zapatos, juguetes, irónicamente filtros purificadores, y toda clase de cosas. Y en cada arroyo donde hay camino o casas el paisaje se repite, por cierto, de alguna manera todos los riachuelos desembocan en el Río, y ambos alimentan los mantos acuíferos, de donde se extrae el agua limpia que bebemos.

Aun cuando se crea que el problema no es tan grave, cuando parezca, superficialmente, que el Río SaWP_20170225_09_53_13_Prontiago está limpio. Aun cuando se emprendan campañas de limpieza y foto
grafías para justificarse, el problema no va a desaparecer.

La suciedad en la vertiente más importante del municipio es un reflejo de nuestra actualidad, y un retrato a detalle del santiaguero y del límite de pensamiento y consciencia que pareciera predominar. Es un tema cultural que nos deja ver más aspectos de nuestro pueblo, por encima del hedor y la enfermedad.

Off-Topic

Semana Santa

SS_A1217

¿Dónde se ha escondido ese ingrediente fundamental del ser espiritual? Será que la reflexión auténtica se cuela entre los muros binarios. Este no es un mensaje sobre la pasión de Cristo o la iglesia católica, sino sobre la capacidad personal y grupal para reflexionar.

Estamos viviendo la conocida como Semana Santa, un pretexto para vacaciones, viajes, fiestas, comidas, disfrute en general. Un tiempo en el que la economía mejora, el clima se vuelve más agradable, pareciera que en estos días la vida nos exige menos y, por cierto, tiene como origen la conmemoración de la pasión, muerte y resurrección de Cristo.

El viacrucis viviente se realiza desde hace 35 años en Santiago Papasquiaro. Una representación que con el tiempo ha crecido notablemente en múltiples aspectos, por decir algo, visualmente es mejor. El número de actores se ha multiplicado, así como la cantidad de personas que acuden a presenciar el rito de inicio a fin.

Hablar pues de 35 años es poner a relucir una tradición viva. Pero, como muchas de las viejas costumbres, se ha ido transformando en la medida en que nuestra sociedad ha evolucionado. Actualmente uno acude a estas escenificaciones como parte de una costumbre, un relato para los pulgares, un entretenimiento… pasar la tarde. Ahora, “Ser parte de” es convertirse también en actor, y en líneas generales asumir que entendemos el significado de estar allí, siempre sin esfuerzo alguno, similar al de presionar “Me gusta”.

Hoy, la preparación que durante varios meses llevan los actores y organizadores de la proeza es recompensado con la gran concurrencia, las cámaras, el aplauso y el ego. Niños gritando, personas cuchicheando, corridos a alto volumen, fotos y repeticiones, que andan junto al recorrido de hora y media, doce estaciones, cuestas y sol de mediodía, donde el espectáculo sustituye a la oración.

Toca débil una iglesia, una fiesta y un gran esfuerzo en la puerta de una sociedad ensimismada, ajena a la realidad, donde la impunidad es aceptada, se soporta la mediocridad y domina lo estridente. Toca débil, por naturaleza, la costumbre y la doctrina añejas a un adicto joven. Toca débil un mensaje universal en una era digital.

¿Sabías qué...? · Notas

Monografía de 1889 parte 2

Port_17_A_m889

Hoy en día, estos datos no representan la realidad del municipio de Santiago Papasquiaro, ni la de otras comunidades mencionadas. No obstante, queda este documento como un registro de gran valor para el estudio de nuestra historia.

Transcripción del libro Monografía General de Durango 1889, Ed. UJED. 

SONY DSC

DESCRIPCIÓN FÍSICA.- El partido de Papasquiaro es uno de los más extensos, fértiles y ricos del estado. Lo cruza la Sierra Madre Durangueña en toda su extensión, presentándose enhiesta y majestuosa con sus montañas coronadas de bosques, y en algunas de las cuales casi todo el año la nieve irisa en sus blancos cristales los rayos del sol, que otras veces en las quebradas de la sierra hacen brillar las vetas auríferas y argentíferas, que denuncian la roca pelona pero rica, y donde la vegetación desaparece para que el minero descubra el filón. Casi todo el terreno que atraviesa el río de Santiago, en las municipalidades de Santiago Papasquiaro y Barrazas es un verdadero vergel. Santiago es uno de los lugares más bellos y amenos de Durango.

La altura media del partido varía entre 2 mil y 2 mil 500 metros. Hay lugares más elevados como El pico helado de Muinora, donde la nieve corona su cima todo el año. Se halla en la Sierra Madre y en la parte noroeste del partido cerca de sus límites con Chihuahua.

Al sur de la serranía de Muinora se desprenden de la Sierra Madre las sierras de Guanaceví y San Juan de Camarones, que corren al norte y al noroeste respectivamente de Santiago. Al norte de esta ciudad se dilata la rica sierra de La Candela o Candelaria que corre en los límites de este partido con los del Oro.

Algunas Ondulaciones de la Sierra de San Francisco se tienden al nordeste de Santiago y en el límite del partido con los de San Juan del Río y del Oro.

Como elevaciones aisladas merecen citarse los cerros Ventoso, Vasitos, y Los Reyes.

Montañas_1

Los ríos que fertilizan el partido son: El caudaloso y pintoresco Nazas que tiene su origen en la Sierra Madre en el pueblo de El Zape y el Rancho de Santa Ana al noroeste de Santiago y casi en los linderos con el Partido del Oro. En su nacimiento se conocen por Río del Zape. Luego se dirige hacia el norte, llevando su curso por la cañada que forman el cerro Ventoso y la Sierra de Guanaceví al occidente y la Sierra de La Candelaria al oriente. Da una gran vuelta hacia el norte y se interna en terrenos de partido del Oro.

A este río se le une en el partido del Oro, el Río de Santiago que fertiliza el río de Papasquiaro, y lo atraviesa de suroeste a oriente. Nace en el partido de Durango, cruza el de San Dimas y penetra al de Papasquiaro engrosado con el Arroyo de la Laguna Colorada. Toca a su paso en el partido en el rancho de Bacata, en la ciudad de Santiago, en el pueblo de Barrazas, donde se le une el río de Tepehuanes, en el rancho de Aguacaliente en el pueblo de Atotonilco y en la Hacienda del Sauz, internándose enseguida al partido del Oro.

El río de Tepehuanes, afluente del Santiago, tiene su origen al poniente de Santa Catarina Tepehuanes, por cuyo pueblo pasa y por el de Presidios. Su curso es de 30 kilómetros.

_DSC8613

CLIMA.- El clima varía con las alturas. En la Sierra Madre es muy frío. Templado en los valles y las llanuras, y templado-cálido en los lugares abrigados, como en los terrenos que baña el Nazas. Las lluvias son moderadas y las heladas son muy frecuentes en la Sierra Madre.

Las enfermedades más comunes son: El mal del bosio, los reumatismos, los catarros nasales y bronquiales, la neumonía y las afecciones intestinales. Las fiebres continuas son las que causan mayor mortalidad.

MINERÍA.- Aún cuando abunda el partido en riquezas minerales aún no se explota debidamente.

Desde luego merece mencionarse el importante y célebre mineral del Guanaceví, situado en la sierra de  su nombre, a 2130 metros de altura, y en cuyas rocas metalíferas hay algunas vetas en las que la plata se encuentra en estado de sulfuro, por lo que no es costeable su explotación. Pero en cambio existen otras vetas que dan $300 por tonelada, y de ellas se saca pepena de doble ley y valor.

Al sur de Guanaceví se encuentra la Ciénega de Escobar que es una depresión de la Sierra de la Candela. En esta Ciénega se encuentran numerosas vetas de plata sulfurea. Al sudoeste de Guanaceví queda el mineral de Metatitos en el que se han hehcos ensayes en la mina de Sánchez que han producido leyes muy altas. Los minerales de Guanaceví producen de 4 onzas a 1 marco por carga.

AGRICULTURA.- La producción agrícola anual del partido de Papasquiaro es, por término medio, la que sigue:

  • 1. Maíz. 107,800 hectolitros. 646,800.
  • 2. Frijol. 15,300 hectolitros. 153,300.
  • 3. Trigo. 4,700 hectolitros. 56,400.
  • 4. Frutas. ——————-. 7,000.
  • 5. Rastrojo o Tlasol. ——————. 13,500.

 SUMA: 877,000.

Papasquiaro es uno de los partidos del estado en que se halla más desarrollada la agricultura. Además de cultiva la caña de azúcar con la que se fabrica panocha, y el maíz que se produce en el partido es de los mejores de la república.

GANADERÍA.- El partido cuenta con los semovientes que a continuación se expresan.

  •  1. Ganado vacuno. 23,150 cabezas. 416,700.
  • 2. Id. Caballar. 2,420 cabezas. 48,400.
  • 3. Id. Mular. 1,600 cabezas. 48,000.
  • 4. Id. Lanar y cabrío. 21,190 cabezas. 42,380.

SUMA: en número de cabezas el total es de 48,360. y el Valor es de 555,480.

_DSC8783_Camp_2

POBLACIONES PRINCIPALES.- Santiago Papasquiaro, ciudad, cabecera del partido y de la municipalidad de su nombre, situada en una bellísima posición, en las hermosas vegas del río de Santiago y el terreno quebrado, a 1,275 km al noroeste de México, y a 423 al noroeste de Durango.

Cuenta con más de 6,000 habitantes, y es una de las poblaciones más bellas y aseadas del estado. Merece citarse su parroquia, el palacio municipal, y el jardín de la plaza principal. Rodeándolo hermosas huertas y cañaverales. Su clima es templado-cálido. Es cuna del sabio jesuita, orador y político, D. José Loreto Barraza.

Otras poblaciones importantes, algunas cabeceras de municipalidad, a saber: Guanaceví, rico mineral situado al noroeste de Santiago, en la sierra de Guanaceví y 150km de distancia. .-Barrazas San Francisco, pueblo situado en una posición pintoresca, a orillas del río Santiago. Lleva el nombre de Barrazas en honor al insigne sacerdote Barrazas que nació en Santiago Papasquiaro, de cuya ciudad dista 12km. .-Camarones, mineral situado a 80km al occidente de la cabecera. .-San Gregorio de Bosos, a 70km al oeste. .- Presidios, a orillas del río de Tepehuanes, en una posición bellísima y a 30km al poniente. .-Santa Catarina Tepehuanes, a 40km al occidente de Santiago, queda a orillas del río de su nombre, en medio de las vegas de Tepehuanes que son muy fértiles.

HABITANTES.- La mayoría pertenece a la raza hispanoamericana. Cuéntanse algunos indios tepehuanos, robustos y fuertes. Todos hablan el castellano y son católicos, aunque fanáticos. 

INDUSTRIA.- La principal industria de los habitantes es la agricultura, sobre todo el cultivo de los cereales; después el comercio y la ganadería, y en menor escala la minería, la arriería, el corte de maderas, la fabricación de panocha, velas, jabón, etc., y diversas artes mecánicas. 

COMERCIO.- El principal comercio del partido consiste sobre todo en la exportación de maíz, frijol y trigo para los minerales del partido de San Dimas, para algunos de los de Tamazula y otros lugares del estado. Casi todos los efectos extranjeros que se consumen en el partido, así como algunos de producción nacional, se importan de Durango o Villa Lerdo._DSC4774

 La plaza más comercial de partido.- es Santiago Papasquiaro; y de ella se hacen las exportaciones de cereales que he indicado, debiendo a su situación en el centro de los ranchos y haciendas que riega el Santiago, su importante movimiento mercantil.

GOBIERNO.- En Santiago Papasquiaro reside el jefe político que administra el partido, el juez letrado de 1era. Instancia de lo civil y criminal y un recaudador de contribuciones.

En cada una de las cabeceras de municipalidad hay un ayuntamiento electo popularmente cada año, uno o dos jueces conciliadores, un sobrecaudador de rentas y un tesorero municipal.

En las cabeceras de municipalidad, la autoridad política la ejerce un jefe municipal menos en Santiago, y en los demás lugares el jefe de cuartel o manzana.

IMG_8353INSTRUCCIÓN PÚBLICA.- El estado sostiene una escuela primaria para niños y dos para niñas de la municipalidad de Santiago Papasquiaro, 4 para niños en la de Tepehuanes, 1 en la de San Miguel de Papasquiaro, 1 en la de Barrazas y 1 en la de San Gregorio de Bosos, y 1 para niñas en la de San Miguel.

Hay 3 escuelas particulares para niños en la municipalidad de Santiago Papasquiaro, 3 para niños en la de Tepehuanes y 4 en la de presidios. 

A las once escuelas de gobierno asisten 340 alumnos y 70 alumnas, y a las once particulares 231 educandos y 30 educandas.

  •  Número total de escuelas: 22.
  • Asistencia media: 671 alumnos.